¿Por qué se producen lagunas mentales tras consumir alcohol?

Lifestyle 25 de febrero de 2019 Por
Expertos indicaron que los olvidos ocurren cuando se consumen grandes cantidades en cortos períodos de tiempo. Los "shots" de destilados pueden generar olvidos y otros peligros.
¿Por qué se producen lagunas mentales tras consumir alcohol?
¿Por qué se producen lagunas mentales tras consumir alcohol?

Por qué uno no se acuerda de nada si se bebió demasiado? La respuesta es que la amnesia alcohólica, o las lagunas mentales relacionadas con la ingests, se producen cuando esta sustancia interfiere en el funcionamiento normal del hipocampo, una estructura cerebral implicada en los procesos de memoria y, para que esto ocurra, deben alcanzarse elevadas concentraciones de alcohol en sangre en cortos periodos de tiempo.
“La aparición de las lagunas no dependen tanto de cuánto has bebido, sino de lo rápido que ha aumentado la alcoholemia”, explicó al sitio Cuidate Plus Pedro Martínez, psiquiatra y responsable de la Unidad Ambulatoria de Deshabituación Alcohólica de la Clínica Nuestra Señora de La Paz, en Madrid. A su vez indicó que este tipo de ingesta, de cinco o más bebidas en hombres o cuatro o más en mujeres en un período de tiempo de menos de dos horas, es cada vez más frecuente en jóvenes.

En base a su experiencia en la consulta, Martínez señaló que “las lagunas mentales también son frecuentes en personas con dependencia alcohólica grave de larga evolución, en las que la exposición crónica al alcohol ya ha ocasionado daños cerebrales”.

Por su parte, Benjamín Climent, representante de la Sociedad Científica Española de Estudios sobre el Alcohol, el Alcoholismo y otras Toxicomanías (Socidrogalcohol), agregó que “hay pacientes con consumo excesivo crónico, con o sin dependencia al alcohol, que presentan un deterioro cognitivo moderado (sobre todo alteraciones de la memoria) con signos de atrofia cerebral en TAC o resonancia. Cuando alcanzan y mantienen la abstinencia y siguen una buena dieta mejoran clínicamente”.

¿Cuál es el límite?
“Resulta imposible poder calcular de antemano cuánto alcohol deberá ingerir una determinada persona para que se dé la aparición de lagunas, entre otros motivos porque no depende tanto de cuánto se beba sino de lo rápido que suba la concentración de alcohol en sangre (y, por lo tanto, en el hipocampo)”, afirma Martínez.

A su turno Climent puntualizó que “cuando una persona consume bebidas alcohólicas de forma habitual, desarrolla mecanismos para la metabolización del alcohol, siendo capaz de tolerar más cantidades que otra”.

Los “tequilazos”, peligrosos
Los “shots” tienen la particularidad de tratarse de bebidas de alta graduación (destilados) que, además, tienden a ingerirse en breves espacios de tiempo, de un solo trago, lo que da lugar a un rápido aumento de la cantidad de alcohol en sangre, favoreciendo la probabilidad de que aparezcan olvidos.

Del mismo modo, esta forma de tomar aumenta el riesgo de sufrir coma etílico, embriaguez patológica (en la que aparece agitación psicomotriz, conductas violentas o imprevisibles), toxicidad en órganos sensibles (como tracto digestivo, hígado, páncreas y corazón) y accidentes.

¿Pero la combinación de alcohol con otras drogas incrementaría el riesgo de amnesia? Los expertos responden que sí, ya que muchas de ellas son también neurotóxicas y ocasionan deterioro cognitivo, que se manifiesta inicialmente mediante alteraciones de la memoria.

Te puede interesar